lunes, 10 de abril de 2017

Pronunciamiento Anarquista contra la Carta Democrática Interamericana y el Estado.


9 comentarios:

  1. Como Anarquista no me suscribo al pronunciamiento. Estoy de acuerdo en casi todo, la dictadura viola los derechos humanos, todos los partidos son básicamente lo mismo y no se puede pretender quitar a un caudillo para poner a otro, pero en estos momentos aparto mi ideario para ponerme del lado del clamor popular, en estos momentos de asesinatos por policías y paramilitares pro gobierno, de hambruna y enfermedades que han llevado a la mortalidad a cientos si no que miles de personas, a las compañeras violadas y asesinadas de las universidades, no puedo simplemente estar en neutralidad cuando la situación demanda acción, incluso si debo ampararme bajo la sombra de un partido para ir a la lucha como hicieron muchos anarquistas durante las arremetidas fascistas del siglo XX, incluso si debo apoyar un acto hipócrita como lo es la carta democrática si esto ayuda en algo a facilitar las exigencias que la mayoría demanda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas noches, gracias por comentar! Soy unx de lxs editorxs del blog y bueno,le respondo con ánimos de debatir,respetándole su opinión pero indicándole que difiero de ella, por los siguientes motivos:

      1. No se puede afirmar que la mayoría de la población venezolana solicita la Carta democrática puesto que la mayoría en realidad ni siquiera sabe de qué se trata, hay que ser francxs.. No hay tal "clamor" y menos que menos "popular"... Quienes aclaman por la carta democrática son los partidos de la Mud y "50 Ongs" que irónicamente la solicitaron de manera "antidemocrática" y demagógica, ya que según lo que yo tengo entendido, el "deber ser" democrático, es que PREVIO a la solicitud se haga una consulta en la población, y más todavía, previo a dicha consulta, se informe a la gente de manera TRANSPARENTE exponiendo todos los pros y los CONTRAS de la activación de la carta. Si tanto desean democracia, por qué no empiezan por aplicarla en su praxis? eso es fácil de responder; porque la democracia es una falacia.

      2. Por eso la democracia no es una política justa ni viable para el Anarquismo, y es que el principal error de la misma está en que busca imponer la opinión de unxs sobre la de otrxs, se avala en la opinión de las mayorías para ejecutar asuntos que le competen a todxs, lo que causa que las voces de unas minorías queden marginadas naturalmente, a nivel poblacional claro está, ya que esas desiciones que toma la población solo privilegian a otra minoría que es la élite burguesa, y lo peor es que es tan hipócrita, que se disfraza de "humanista" y "justa"... En el anarquismo se ha planteado eso, por eso expulsaron a Bakunin de la Internacional, por que el insistía en una manera diferente de hacer política donde no hayan ni opresorxs ni oprimidxs, con asambleas basadas en la horizontalidad, buscando llegar a un consenso y que todxs puedan quedar satisfechxs.

      3. Dices que lxs anarquistas en España terminaron subordinándose a los partidos, pero eso es relativo si unx analiza la historia, acaso lo hicieron por voluntad propia? o no fue más bien que los partidos del Frente Popular se impusieron y coartaron la revolución social? Dejaremos que eso pase con nosotrxs?... y cómo está España ahorita? Acaso es muy democrática? Muy pro derechos humanos? O viven igual en un Estado dictatorial? Acaso eso no nos da una lección? O vamos a justificar eternamente nuestras acciones contraproducentes porque "otrxs las hiceron también"... Vamos a resignarnos a lo que decidan desde los partidos o las grandes cúpulas contal de que "combatan" (o negocien con) el fascismo? tenemos que sacrificar nuestros ideales para subordinarnos a nuestros "salvadores"?... ¿No es mejor organizarnos nosotrxs mismxs para hacer nuestra lucha cada vez más autónoma, más contundente y más disruptiva contra toda forma de poder?

      Son cuestiones que me gustaría que reflexionara para que se pueda replantear el no dejar a un lado sus ideales, sino que se motive a luchar por ellos. La Anarquía no es utópica si la proyectamos en nuestra realidad inmediata. Espero una respuesta de su parte si lo desea.

      Salud y Anarquía!

      Eliminar
    2. Lamentablemente este individuo desconoce la verdadera historia de la lucha anarquista en España, cuando más bien hubo una lucha en común entre comunistas, anarquistas, republicanos y socialistas, es penoso ver a algunos que hablan sin tan sólo informarse de la verdadera historia, para no decir que el anarquismo nace del socialismo, salud.

      Eliminar
  2. Tu ni eres anarquista ni eres nada, así de claro y sencillo, eres un simple individio incapaz de ver más allá de la realidad y sumiso al poder de todo zombie capitalista.

    ResponderEliminar
  3. Saludos, intentando retomar el debate -y esperando que no se pierda-haré unos comentarios.
    En primera instancia, aunque me parece que el pronunciamiento podría estar mejor redactado, opino que es un comunicado anarquista genuino en su argumento de fondo, sin imposturas, sobretodo en el punto 2.
    El argumento de fondo podría resumirse de la siguiente manera: PREMISA A: Los anarquistas están contra el Estado (y todos los Estados) en cualquiera de sus formas y requieren abolirlo y desvincularse de él en la realidad inmediata. PREMISA B: La Carta Democrática Interamericana (CDI) de la OEA es un mecanismo de relación entre Estados en los cuales unos sancionan a otro pero igual sigue existiendo la estructura estatal. CONCLUSIÓN: Los anarquistas rechazan la CDI de la OEA por ser una forma más de la predominancia de la estructura estatal en Venezuela.
    Esta posición me parece coherente con el ideal anarquista. Sin embargo, permite adentrarnos en un tema de debate que se mantiene en el anarquismo desde sus inicios: la posición de los anarquistas frente a mejoras (o desmejoras) graduales, aunque se reconozca que seguirá existiendo el Estado y el Capitalismo. El cuál mencinaré en otro comentario.
    Pero antes de plantear algunas observaciones para ese interesante debate, daré algunos apuntes sobre el Pronunciamiento. En primer lugar, tomando en cuenta el argumento de fondo planteado, el resto del Comunicado es casi todo accesorio. Es irrelevante recordar los antecedentes peruanos de la CDI. Es redundante acotar que "No elimina a los cuerpos represivos, ni elimina al Estado Capital" cuando nadie ha planteado que ése sea el fin de la CDI. Más redundante aún mencionar que el Capitalismo transnacional seguirá avanzando.

    Resulta curioso que teman una Intervención Militar que no está contemplada en la CDI, pero que crean que pueda ser una consecuencia de su aplicación. El desconocimiento les hace repetir la retórica oficial del enemigo externo y la invasión militar.
    Hay un pequeño desliz cuando aseguran que otros Estados decidirán "por nosotros". ¿Cuál "nosotros"? Si al hablar de "nosotros" se refieren al pueblo venezolano, ¿Acaso ustedes mismos no aseguran y tienen bastante claro que en esta farsa democrática venezolana "nosotros", el pueblo, no decidimos? ¿Acaso la misma existencia del Estado y el Capitalismo no son una prueba que "nosotros" no decidimos y ustedes mismos colocan ejemplos de ellos en su pronunciamiento?
    Con todo y eso, pienso que es la posición anarquista genuina ante este tipo de situaciones. Cambiaría el orden del título por "Pronunciamiento contra el Estado y la Carta Democrática Interamericana", pues lo relevante es que están contra el Estado. O, para dejar las cosas más claras desde el inicio "Pronunciamiento contra el Estado, la CDI, el Gobierno de Maduro y la MUD", ese pronunciamiento despejaría cualquier duda.

    ResponderEliminar
  4. Terminadas mis consideraciones sobre el pronunciamiento, paso ahora a esbozar algunos puntos para el debate sobre las posiciones y acciones de los anarquistas cuando se plantean coyunturas de mejoras o desmejoras graduales en lo político y/o económico.
    Frecuentemente, las posiciones discursivas de los anarquistas desconocen matices o aspectos graduales de la realidad social porque van por el todo, por la Anarquía, y de lo contrario se considera que optar por una salida gradual es "sacrificar nuestros ideales" o "dejarlos de lado". No recurriré a ejemplos de la historia donde los anarquistas colaboraron y lucharon codo a codo con otras corrientes del pensamiento logrando avances (incluso, haciendo lo que hoy algunos llamarían "renunciar a sus ideales")o alcanzando terribles derrotas y traiciones, pues ambas abundan. Pero sí plantearé unas interrogantes y algunos peligros.
    Pongamos un caso hipotético que no sea el caso venezolano: Supongamos que se está ante el avance de un Gobierno que se vuelve más totalitario, más militarista, más violador de DDHH; frente una crisis de las peores de la historia en una sociedad; en presencia de un deterioro económico de los trabajadores producto principalmente de una mala gestión de Gobierno evidente; este Gobierno, además, tiene un mínimo respaldo entre la población y se niega a dejar el Poder aunque la población lo rechace; en síntesis, ante el avance de las fuerzas reaccionarias desde el Gobierno. Supongamos, además, que ante esta situación, la mayoría de la gente busca cambiar de Gobierno con el fin de obtener uno menos totalitario, menos militarista, menos violador de DDHH, que se someta al escrutinio de la población; en fin, un gobierno menos reaccionario, más participativo y democrático. Ante ese supuesto panorama, que no necesariamente debe ser el venezolano, ¿Cuál debería ser el papel de los anarquistas? ¿Seguir intentando convencer a la gente que esa no es la vía a resolver los profundos problemas y que "da igual" porque ambos serían Estados, ambos serían gobiernos y en ambos seguiría el capitalismo? ¿Integrarse críticamente a la iniciativa "menos mala"?

    El peligro de la primera opción es el limitarnos a la mera contemplación, a la espera que en "algún momento" la gente "despierte" y se de cuenta que el "anarquismo es la solución", en ese entonces podremos regocijarnos de haber "tenido la razón" siempre. Pero nos estancaría en la inmovilidad aquí y ahora, teniendo una incidencia mínima y siendo completamente incomprendido por esas personas a las que el ideal anarquista precisamente le debería ser más útil.
    EL peligro de la segunda opción es que, en búsqueda de lo alcanzable en la realidad inmediata, se olvide por completo el fin último que se persigue. Que se pierda la "crítica" y que se termine completamente cooptado por la opción "menos mala", dejando de lado por completo lo anarquista y pasando a ser en la práctica algo completamente distinto. De éste segundo punto tenemos muchos ejemplos vivientes, en lo particular, fui testigo (y en este caso sí debo necesariamente colocar un ejemplo venezolano) de un "anarquista" que organizaba la recolección de firmas del 1x10 del PSUV para las elecciones.
    Sin atacar de "dogmática" la opción 1, ni "traidora" la opción 2, en caso que adoptemos alguna de éstas ¿Cómo evitar de esos dos peligros?

    ResponderEliminar
  5. Sigan en su sumisión, sin defender pero sin atacar al poder. No es lo que salga luego de la lucha lo que me importa si no la salida de un DICTADOR FASCISTA QUE MATA DE HAMBRE A SU PUEBLO MIENTRAS EL BAILA, matando a las ya ultra limitadas libertades que la democracia daba. No es momento de muchas cosas, se claro somos apenas 4 pendejos con menos experiencia de calle que muchos que hoy se juegan la vida. Personalmente me uni junto a otrxs compañerxs Comunistas y socialistas para ir en primera linea en defensa del pueblo contra la dictadura. Salud, Anarquia, Pueblo, calle y lucha.

    ResponderEliminar
  6. Cuando comenté las posibles posiciones que puede tomar un anarquista, lo hice sin decantarme por ninguna para estimular el debate. Sin embargo, no me queda duda: Ante el avance reaccionario del Gobierno fascistoide disfrazado de izquierda popular, la posición anarquista es DETENER EL AVANCE DE LA REACCIÓN. Sin estériles esperanza en que esta lucha termine llevándonos la Utopía futura, pero reconociendo los logros parciales contra el Poder y sin dejar de luchar a medida que se van alcanzando estos logros. A la calle!!

    ResponderEliminar
  7. Para cuando el pronunciamiento contra la constituyente fascista y sectaria de la dictadura madurista? o lo que haga el estado lo aceptamos calladitos?

    ResponderEliminar

No te lo calles: